PATRIMONIO CULTURAL Y NATURAL:

 

Lo más representativo del patrimonio cultural de Ricote esta constituido por elementos arquitectónicos y urbanísticos, tales como:

•  Iglesia parroquial de San Sebastián, construida durante el primer tercio del siglo XVIII, durante el episcopado de Tomás Joseph de Montes . Edificada en un austero y sencillo estilo barroco, cuenta en su interior con una interesante imaginería y un magnífico órgano barroco obra de José Meseguer .

•  El palacio de la familia Llamas o casa de los Álvarez-Castellanos, se construyó a finales del XVII, de estilo barroco en el que destaca su fachada y escalera noble. Actualmente es la sede del ayuntamiento.

•  Casa de la familia Hoyos, de esta sólo queda en pie la fachada principal. Actualmente sirve como acceso al Huerto de Celestino y las Pastoras.

•  Casa de la Encomienda de Santiago, actualmente ocupada por el convento de las Hijas del Cenáculo.

•  El castillo, se construyó con el nombre de Al-Sujayrat o Al Sujur (Los Peñascales), no se conoce a ciencia cierta la fecha de su construcción aunque ya aparece en las crónicas musulmanas del siglo IX. Desde que pasa a la Encomienda de Santiago se le conoce como fortaleza de Alhaborna. Se eleva sobre la cresta de la cercana sierra del Salitre. Actualmente su estado es de avanzada ruina.

 

El campo ricoteño encierra algunas construcciones populares de singular valor etnológico, ya que en ellas se encarnan antiguas tradiciones y ocupaciones hoy ya desaparecidas, por lo que estos vestigios del pasado reciente son elementos de gran importancia en la historia de este pueblo. Entre estas construcciones hacer mención a:

•  Las almazaras, donde se molturaba la aceituna y que al caer en desuso han desaparecido casi todas, nombrar las almazaras de los Álvarez Castellanos, ubicada en el paraje de Berrandino y la de La Bermeja.

•  Los molinos harineros, existen dos molinos el de Los Pacorros y el molino de Abajo o Culín, ambos situados en la huerta en las cercanías del paraje de la Fuente Grande.

•  El pozo de la nieve, esta edificación situada en la cabecera del Barranco del Pozo a una altitud entorno a los 1000 m, se utilizó hasta principios de siglo XX para el abastecimiento de nieve a los vecinos y pueblos cercanos. El actual estado del pozo es de ruina.

 

El patrimonio natural de Ricote se nutre de las amplias superficies forestales que se distribuyen por las sierras que atraviesan el territorio, así como en los magníficos barrancos y ramblas, que forman parte del sistema de desagüe al río Segura de todo la comarca. Los paisajes humanizados, áridos, pétreos y forestales conforman un cambio constante en el color y la textura a modo de mosaico. En este entramado de sierras se pueden hallar gran cantidad de especies animales y una flora muy variada, ambas de gran valor ambiental.